Otras dos mujeres acusan a Bill Cosby de abuso sexual

Nueva York (AFP) – Otras dos mujeres salieron de las sombras el jueves y se unieron a la creciente lista de supuestas víctimas de Bill Cosby, la estrella televisiva caída en desgracia por las numerosas acusaciones de abuso sexual.

Ahora son prácticamente medio centenar de mujeres las que aseguran haber sido objeto de abusos por parte del comediante que interpretó al entonces querido padre de familia de la serie de los años 80 ‘El show de Billy Cosby’.

Una exazafata que no quiso dar su nombre se secaba las lágrimas mientras contaba que Cosby la drogó y abusó de ella después de llevarla a cenar. Había pedido un plato de ojos de cordero. “Nunca lo olvidaré. Una bandeja llena de ojos me estaban mirando”, dijo la mujer en una rueda de prensa en un club privado en Nueva York.

Cosby le insistió entonces en que tomara un trago de sake, contó la mujer, después de lo cual ella cayó en un “estado de trance” como bajo el efecto de la anestesia. Lo siguiente que supo es que estaba en una habitación de hotel. “Apenas podía tenerme en pie y sentía que me iba a desmayar o a ponerme muy enferma”, dijo. “Me hizo arrodillarme. No quiero contar lo que sucedió luego. Todo lo que sé es que fue lo más horrendo que le puede pasar a una joven”, agregó.

La otra mujer que reveló su caso, Charlotte Fox, contó que estaba trabajando como extra en un srodaje cuando conoció a Cosby, quien la invitó a salir junto a un grupo. Terminaron todos en la mansión Playboy. “Comimos y bebimos. Y me sentí enferma”, dijo Fox. Recuerda que poco después se halló en una cama, desnuda. “Estaba incapacitada y no podía decir que no. Él comenzó a tener sexo conmigo. No fue consentido. Tenía miedo de gritar. Se fue. Yo ni sabía dónde estaba”, relató.

La abogada Gloria Allred representa a ambas mujeres, así como a otras supuestas víctimas. En lo que fue una pequeña victoria para la abogada, un juez del Tribunal Supremo de Los Ángeles ordenó recientemente que el actor, de 78 años, testifique bajo juramento el próximo 9 de octubre, en el caso de una mujer que asegura que él la drogó y abusó sexualmente de ella cuando era menor.

Cosby ha pasado de ser una megaestrella a un paria por las numerosas acusaciones de abuso sexual que abarcan cuatro décadas y que han salido a la luz desde finales del año pasado.

En una declaración jurada de 2005, en un caso que se saldó con un acuerdo entre las partes y no fue a juicio, Cosby admitió que había usado sedantes para tener sexo con al menos una mujer.

Ninguna de las mujeres que ahora lo acusan pueden entablar demandas, porque los casos han prescrito ya.